Dr. Manuel José De La Torre Gutiérrez (Jefe de servicio)
Especialidad: Neurocirugía
Teléfono: 914 45 17 54

HERNIAS DISCALES
Los discos son estructuras que existen entre cada dos vértebras y que sirven para amortiguar las cargas que soporta la columna vertebral. Su degeneración, ya sea por la edad o por los esfuerzos repetidos, puede provocar su desplazamiento. Si llegan a salirse comprimen estructuras nerviosas que suelen cursar con trastornos sensitivos en brazos, "hormigueo" (parestesias) o sensación de "acorchamiento" (hipoestesia), y con dolor (radiculalgia) en las extremidades.

ESTENOSIS CERVICAL
Es una degeneración o artrosis de las vértebras por pequeños traumatismos repetidos, enfermedades reumáticas o por la edad. Esta degeneración se manifiesta por rugosidades, picos u osteofitos, que se pueden comportar de la misma forma que la hernia discal. Las hernias discales son más blandas y los osteofitos de la espondilosis son más duros. Y muchas veces se asocian en el mismo enfermo.

ESPONDILOSIS CERVICAL
Es una degeneración o artrosis de las articulaciones que hay entre las vértebras cervicales, incluido el disco, por pequeños traumatismos repetidos, enfermedades reumáticas o por lo edad.

CORPORECTOMÍA CERVICAL VÍA ANTERIOR
La lesión de la cara anterior de la médula produce síntomas de pérdida de fuerza o sensibilidad de manos o pies según la localización de la misma, y necesita un abordaje similar a la hernia cervical, pero que se puede extender más y necesita un suplemento de fijación (caja, placas, tornillos, etc.). Las causas pueden ser múltiples como espondilosis (degeneración discal), infecciosas, tumorales o fracturas.

ESTENOSIS DE CANAL LUMBAR / RAQUIESTENOSIS LUMBAR
Se denomina estenosis del canal lumbar a una situación patológica de la columna consistente en una disminución del calibre normal de canal vertebral. Esta disminución puede ser de toda la columna lumbar, segmentaria (en uno o varios niveles vertebrales) o muy localizada, en la zona donde discurren las raíces nerviosas dentro del canal (receso lateral) antes de salir fuera de la columna vertebral.
La intervención ha de ser diseñada adaptándose al problema y situación de cada paciente. El objetivo ha de ser la liberación de las estructuras nerviosas comprimidas por dicha estenosis.

HEMORRAGIA INTERCEREBRAL Y SUBARACNOIDEA

  • Hematoma cerebral - rotura de vasos que pasan por el interior del encéfalo. La hipertensión arterial es su causa principal. Otras pueden ser las malformaciones vasculares, los tumores sangrantes, las alteraciones de la coagulación, el abuso de drogas o los traumatismos craneales.
  • Hemorragia subaracnoidea - sangrado del espacio subaracnoideo donde normalmente circula el líquido cefalorraquídeo. Constituye el 10% de los accidentes vasculares cerebrales. Se produce con mayor frecuencia en mujeres, en edades comprendidas entre los 40 y 65 años. El aneurisma es la principal causa.


HIDROCEFALIA
Se trata de un trastorno producido por el bloqueo, la falta de absorción o la producción excesiva del líquido cefalorraquídeo, que se localiza dentro de los ventrículos del cerebro. En ocasiones, esto puede provocar el incremento de la presión del interior del cráneo y provocar que los huesos de éste se expandan y adopten un tamaño mayor.

TUMOR CEREBRAL
Un tumor cerebral es una masa dentro del cerebro cuyo origen está en el crecimiento descontrolado de células derivadas, bien de componentes propiamente cerebrales o bien provenientes de células tumorales localizadas en otras zonas del organismo (metástasis).
Los síntomas de presentación dependen fundamentalmente del lugar donde crece el tumor. Los más frecuentes son: dolor de cabeza, defectos neurológicos como pérdida de fuerza en la mitad del cuerpo, dificultades para hablar, epilepsia, alteración del comportamiento...
El diagnóstico del tumor cerebral se realiza mediante pruebas de imagen como la Tomografía Computerizada (TAC) o Resonancia Magnética (RM). Ambas indican el tamaño y la localización de la lesión y pueden, asimismo, sugerir la naturaleza del tumor, aunque no aporten certeza total sobre la misma.

SÍNDROME DEL TÚNEL CARPIANO
Esta dolencia está provocada por la presión ejercida sobre el nervio medio que abarca desde el antebrazo hasta la mano, y que controla las sensaciones de la parte posterior de los dedos (exceptuando el meñique) así como algunos músculos. Este nervio se sitúa en el túnel carpiano, un pasadizo estrecho y rígido del ligamento y los huesos en la base de la mano. En ocasiones, el engrosamiento de los tendones irritados estrecha el túnel, comprimiendo de esta manera el nervio mediano y provocando dolor, debilidad o entumecimiento de la mano y la muñeca, irradiándose a todo el brazo.

Hasta un 90% de la población adulta sufrirá dolores de espalda a lo largo de su vida según un estudio de la prestigiosa publicación norteamericana Spine. Por eso, si sufre dolores de espalda y teme que pueda ir a más, siga estos diez consejos fáciles para prevenirlo. Sin duda alguna, se sentirá mucho mejor.

Mantener una buena postura durmiendo, de pie o sentado es fundamental para prevenir los dolores de espalda. Posturas inadecuadas pueden tensionar el sistema óseo y muscular de la espalda. Causas que pueden provocar una mala postura, sobre todo entre los jóvenes, es la ropa muy ajustada o el uso de los tacones altos.

Vigile su peso. El sobrepeso provoca que los huesos tengan que soportar más peso del que debieran. Si esta situación se prolonga en el tiempo, los músculos y huesos de la espalda se puede tensionar y, por tanto, provocar dolor de espalda.

Si su trabajo le obliga a estar sentado durante horas, es recomendable que haga ejercicios de estiramiento durante la jornada laboralpara evitar los dolores. Al menos, haga un descanso una vez cada hora para caminar un rato. Asimismo, pida una silla ergonómica para evitar lesiones mayores.

Haga ejercicio. En ocasiones, el simple gesto de agachar el cuerpo para atar un cordón del zapato provoca dolor de espalda. En estos casos se debe a la rigidez del cuerpo, evitable con la práctica de ejercicio. Con 10 minutos al día basta para prevenir el dolor de espalda y fortalecer los músculos, siempre y cuando no se practique en plena crisis de lumbalgia. Asimismo, en caso de sufrir dolores lumbares que impidan al paciente moverse, es recomendable no estar más de 48 horas tumbado en la cama.

Acuda al especialista. Hay muchas causas que provocan el dolor de espalda: artritis, problemas de riñón, lesiones en la médula espinal, etc. En estos casos, es recomendable acudir a un doctor especialista de manera inmediata para recibir el tratamiento adecuado.

En caso de lesión en alguno de los músculos de la espalda, coloque una bolsa de hielo para aliviar el dolor.

Mejor sin tacones. Gran número de mujeres embarazadas sufren dolores de espalda. Para evitarlo es conveniente mantener una postura correcta, evitar estar sentada durante horas y no utilizar tacones.

Si se sufren dolores fuertes, se pueden tomar determinados fármacos, como el paracetamol o anti-inflamatorios durante tres meses,siempre bajo prescripción médica.

Existen centros donde el paciente con dolores lumbares puede acudir con el fin de que le enseñen, mediante la actividad física, acontrolar su dolor si éste persiste durante más seis semanas. En cambio, para aquellos que sufren dolores crónicos superando el año no son recomendables.

Finalmente, si el paciente sufre dolores crónicos y siente que su estado de ánimo se ve afectado puede pedir tratamiento psicológico. Se dan casos en los que el paciente tiene miedo de moverse por si sufre algún dolor en la espalda.

La Unidad de Neurocirugía cuenta con dos equipos de imagen intraoperatoria denominado O-Arm. Este nuevo dispositivo ofrece imágenes en directo de la zona que se está interviniendo, lo que permite a los cirujanos ser más precisos, más rápidos y ofrecer al enfermo mayor seguridad.

Este escáner es capaz de tomar imágenes de 360 grados alrededor del paciente, lo que permite reconstrucciones tridimensionales de la lesión. Una visión más precisa de la zona afectada ayuda al cirujano en la intervención y mejora los resultados quirúrgicos. Con esta tecnología se reduce el tiempo medio de hospitalización después de cirugías complejas, como las craneales y de columna.

Los equipos O-Arm tienen integrado el modelo más avanzado de neuronavegador que -durante la intervención quirúrgica y en tiempo real- proporciona a los doctores imágenes en dos y tres dimensiones, además de imágenes fluoroscópicas. Aplicable a intervenciones de columna y cráneo, el cirujano puede ver la anatomía del paciente en todo momento, comprobar el estado de la cirugía y verificar los cambios quirúrgicos antes de que el paciente salga del quirófano.